miércoles, 22 de enero de 2014

viernes, 10 de enero de 2014

LA CRUZ DE LOS CAIDOS DE LA PLACETA DE LA IGLESIA


El monumento a los caídos en la Guerra Civil (1936-1939) se situaba en la placeta de la Iglesia Arciprestal de Nuestra Señora de la Asunción.

Le había precedido una sencilla cruz metálica sobre un graderío, aunque esta situada a la izquierda de la puerta, como se puede apreciar en esta fotografía anterior a 1936:


Tras la Guerra se levanta una cruz en cuyo pedestal se coloca una placa con los nombres de los citados caídos del bando sublevado (precedidos por el de Primo de Rivera), que podemos ver en una reproducción que Guillermo A. Paterna Alfaro realizó para la escuela en 1962:


Jesús Vergara Coy (rector de San Roque)
Antonio Palarea Martínez
José María López Martínez
Francisco Jiménez Sánchez
Juan Martínez Muñoz (sacerdote, pedanía de Sierra)
Juan José Rodríguez de Vera Fernández
Emilio Ortiz López
Rafael Jiménez Sánchez
Emilio García Pérez
Juan Antonio Marín López (sacerdote, pedanía de Sierra)
Enrique Villena López


El 11 de enero de 1952 se produce el derrumbamiento de la torre, cuyos cascotes caen hasta los pies mismos de la base de la cruz, que permanece intacta.





Sin embargo, con la reconstrucción del templo y la remodelación de la placeta en los años 60 desaparece el monumento. No obstante se coloca otra placa en recuerdo a los caídos en la fachada de la Iglesia, a la derecha de la puerta, que permanecería en ese lugar hasta hace unos años, cuando sería retirada.

En la actualidad, es una fuente la que ocupa un lugar preeminente en la placeta.

Fotos:
archivo Guillermo A. Paterna
archivo Rafael Damián Valero Alcañiz
Baldomero Pérez Villena